Notre-Dame de París: Un año después del incendio

La imagen busca representar el ambiente de paris con Notre dame, la foto es a contra luz entonces se ve la catedral de notre dame mas oscura y el cielo muy azul

El 15 de abril de 2019, un violento incendio destrozó en gran parte la Catedral de Notre-Dame de París. El shock fue mundial. 400 bomberos se movilizaron para evitar que el fuego continuara propagándose, y guiados por los arquitectos de los Monumentos Históricos de Francia, lucharon toda la noche, arriesgando sus vidas, para tratar de salvaguardar el patrimonio que estaba en llamas.

Alrededor de las 9:30 p.m. el equipo de restauradores es autorizado a entrar por la Sacristía, y bajo una operación organizada, se salvaron las reliquias importantísimas que se albergaban en la Catedral, como la Corona de Espinas y la Túnica de San Luis.

Comparativo de notre dame de paris antes y después del incendio de abril de 2019
Catedral de Notre-Dame de París. Fotos ©Descubre París

En la mañana siguiente, el shock general continua, y los bomberos seguían su trabajo. Se pudo constatar que todas las obras se salvaron casi milagrosamente, el gran órgano no se afectó, ni los cuadros, y las estatuas estaban todas intactas.

 

¿Qué ha pasado con Notre-Dame hasta la fecha?

Una vez el fuego fue controlado y se salvaguardaron las obras y tesoros, empezó el proceso de estabilización de la estructura, que a la fecha de hoy sigue adelante y que ha costado aproximadamente 85 millones de Euros, y que ha constado de las siguientes etapas:

Protección contra la lluvia
Avance del trabajo de los trabajos de aseguramiento de la catedral de notre dame de paris
Avance de los trabajos Catedral de Notre-Dame de París. Fotos ©Descubre París

Cuando hay un incendio lo primero que hay que hacer es asegurar rápidamente el edificio para que el agua no se mezcle con la piedra que ha pasado por el fuego. Por lo tanto, la bóveda fue protegida inmediatamente con toldos para impedir que la lluvia dañara aún más todo.

Asegurar y salvar las bóvedas

Se observan todos los refuerzos instalados en las bóvedas de la catedral de notre dame de paris para asegurar la estructura

Se entró a evaluar y a asegurar el edificio en caso de riesgo mayor. Para ello se aseguraron los diferentes arcos exteriores de las bóvedas, y desde el exterior se puede ver la instalación de unas estructuras que las sostienen y las refuerzan. Así se ha podido acceder a las bóvedas, y proceder a evacuar los escombros poco a poco.

Desmontar los andamios
Gigantesca grúa instalada para los trabajos de la Catedral de Notre-Dame de París. Fotos ©Descubre París

Los andamios que habían sido instalados para la restauración de la flecha de la Catedral, y en donde se originó el incendio, fueron concebidos de tal manera que no podían apoyarse en la estructura de la Catedral.  Tal fue la calidad de su montaje, que con toda la inclemencia del incendio y de la caída de la flecha, estos siguen allí. Una de las etapas clave y extremadamente delicada, es precisamente quitar estos andamios de forma segura, pues si estos se caen, las perdidas pueden ser importantes, tanto materiales como humanas.

Para quitar estos andamios, se ha instalado un sistema muy complejo de andamios exteriores, con la ayuda de unas gigantescas grúas que están trabajando para quitar las cerca de 300 toneladas de escombros que están todavía sobre la bóveda. Una vez se quiten estos restos, la grúa va a ayudar a los expertos técnicos en altura (en sus cuerdas) a desmontar los andamios que se fundieron durante el incendio. Un trabajo lento y por etapas.

 

¿De dónde viene el dinero para los trabajos de estabilización y la futura reconstrucción?

Notre-Dame de Paris recibió promesas de donaciones del orden de los 922 millones de Euros. 600 millones provienen de los grandes ricos de Francia, 70 millones del extranjero de los cuales 40 millones vienen de los Estados Unidos, y de estas sumas, hasta el momento se han recolectado aproximadamente 500 millones de Euros.

 

¿Qué sigue ahora para Notre-Dame?

Una vez las etapas que hemos explicado anteriormente se concreten y se pueda garantizar la estabilidad de la estructura, se podrá empezar a pensar en la reconstrucción y en si se va a hacer idéntico a la original o no. Se estima que la reconstrucción como tal inicie en 2021. Ahora, no sabemos cual será el impacto que tendrá en estas obras toda la crisis sanitaria del Coronavirus Covid-19. Por ahora las obras están suspendidas. Tendremos que esperar que la cuarentena y la crisis pasen, y que todos podamos sentirnos seguros para que la vida retome su curso.

 

Si deseas ver la Corona de Espinas y la Túnica de San Luis

Estas se encuentran actualmente en la iglesia Saint-Germain-l’Auxerrois, detrás del Museo de Louvre. Estas se pueden visitar, como tradicionalmente ha sido, los viernes de cuaresma a las 15h00 (3:00 p.m.) y durante todo el día el Viernes Santo.

 

¿Vale la pena ir a ver Notre-Dame si voy a ParÍs?
Se aprecian turistas tomándose fotos con notre dame a lo lejos
Vista de la Catedral de Notre Dame de París. Fotos ©Descubre París

Por supuesto que vale la pena ir a ver Notre-Dame si vienes a París. El acceso al interior de la Catedral está prohibido al público evidentemente. Pero si se pueden recorrer los alrededores e incluso apreciar los trabajos que se están llevando a cabo. Desde la orilla izquierda se puede apreciar el edificio de perfil, y desde el otro lado, entre las calles, se puede apreciar de cerca el trabajo de estabilización del edificio que se lleva a cabo aún. Por supuesto, la Catedral Notre-Dame de Paris hace parte de todas nuestras Guías Detalladas y también podemos crear para ti un itinerario sobre medidas con nuestras Guías Personalizadas.

Esperamos que pronto se supere la crisis mundial ocasionada por el Coronavirus Covid-19, y que todos podamos retomar nuestra vida normalmente, eso si, teniendo presentes las lecciones aprendidas, analizando bien nuestras prioridades como seres humanos y como sociedad. Por favor, no dejes de soñar!

París te espera.

À bientôt!